Guía completa: Tarjetas de fidelización españa

2019.10.07

 

La historia de la humanidad es también la historia de sus intercambios comerciales y como el ser humano ha ido inventando medios para que dichos intercambios se dieran de la forma más ágil posible. Al principio existía el trueque como medio pago, es decir, intercambiar unas mercancías por otras. Sin embargo, dicho método planteaba una serie de limitaciones muy importantes (necesidad de coincidencia de necesidades, conocer los precios de intercambio de cada producto, etcétera), así que surgió la necesidad de establecer como numerario sobre el que los precios de cada mercancía estaban referenciados.

Surgió de esa forma el dinero. El dinero es un bien que para poder cumplir su función solo necesita de ser un medio socialmente aceptado de pago y de cancelación de deudas y que haya una determinada entidad detrás de él que lo respalde y que vigile que haya estabilidad de precios que permita al dinero hacer su función. Es por ello que el dinero ha ido paulatinamente evolucionando desde el dinero mercancía (dinero en forma de metales preciosos en los que además de su función, el dinero tiene valor propio) hasta medios de pago muchos más “abstractos” como son las monedas y billetes de nuestros bolsillos o el dinero como una anotación en cuenta (dinero bancario) o el dinero electrónico que nos brinda actualmente las tarjetas de crédito que han tenido una gran aceptación y éxito. Ejemplos son las tarjetas N26 para compras en el extranjero o la Bnext entre otras muchas opciones. Desde Viaconto vamos a analizar en profundidad las tarjetas de crédito y de débito.

DIFERENCIA ENTRE TARJETA DE CRÉDITO Y DÉBITO

Dentro de las formas de dinero en plástico más comunes están las diferencias entre tarjetas de crédito y de débito. Básicamente su funcionamiento es muy similar pero hay ciertas diferencias entre ambas. En el caso de una tarjeta de débito esta está absolutamente asociada a una cuenta corriente y la tarjeta de débito lo que hace es ser un medio de pago que te permite acceder a los fondos de esa cuenta corriente como si tuvieras todo ese dinero en tu cartera. Por tanto, solo puedes gastar lo que en esa cuenta corriente haya. En el caso de una tarjeta de crédito accedes en cierto modo a una línea de crédito y puedes gestionar tus pagos cargándolos sobre dicha línea.

¿QUÉ ES UNA TARJETA DE CRÉDITO?

Una tarjeta de crédito es una tarjeta que te permite poder usar una línea de crédito como medio de pago. Básicamente cuando usas una tarjeta de crédito el coste de tus compras se carga en esa línea de crédito generándote una deuda que debes devolver al banco en el plazo y condiciones que estén previstas. Las tarjetas de crédito no se conceden sin que antes previamente el banco haya estudiado la solvencia del solicitante de la tarjeta (al igual que sucede cuando se solicita un crédito normal y corriente) y llevan asociados por su uso una serie de costes en forma de intereses o en forma de consumos mínimos a realizar al mes. Las tarjetas de crédito muchas veces también llevan asociados una serie de descuentos para determinadas marcas como estrategia de fidelización del usuario. Son las llamadas tarjetas de fidelización cuyo uso responsable puede servir como forma de ahorro.

CUANTOS NÚMEROS TIENE UNA TARJETA DE CRÉDITO

Las tarjetas de crédito tienen una numeración determinada que responde a la normativa internacional ISO/IEC 7812-1:2006. Las tarjetas de crédito suelen tener 16 dígitos aproximadamente, aunque pueden llegar a ser 19. La primera cifra que compone el número de la tarjeta de crédito sirve para identificar el sector en el que opera la compañía que ha emitido dicha tarjeta. Los seis números siguientes junto con el primero componen lo que se llama como el número de identificación de la tarjeta en el que se refleja de forma cifrada información del emisor de la tarjeta, así como de su zona geográfica. Finalmente, a partir del séptimo dígito, está la información referente al propio titular de la tarjeta. Por motivos de seguridad, la forma con la que las diferentes entidades bancarias asignan esta numeración es privada y constituyen lo que se conoce como el código de seguridad de esa tarjeta de crédito. Aparte de eso existe el CVV de la tarjeta de crédito que es un código de verificación de la tarjeta que permite conocer que quien usa la tarjeta la tiene en su poder y no es otra persona.

COMO IONA UNA TARJETA DE CRÉDITO

Cuando efectúas una compra con tu tarjeta de crédito el banco pagar al vendedor de ese bien o servicio que compras el monto de tus compras y posteriormente tú tendrás que pagar al banco. Los pagos con la tarjeta de crédito son como un préstamo que debes pagar al banco. De esta forma, cuando haces un pago o una compra con tu tarjeta de crédito o que dispones de efectivo, estos montos se descuentan de tu saldo disponible y se convierten en saldo a pagar. Cada vez que haces pagos o abonos a tu tarjeta ese saldo vuelve a estar disponible. Si agotas el saldo disponible entonces ya no podrás usar la tarjeta hasta que liquides el monto.

No hay que olvidar que, a diferencia de las tarjetas de débito, cuando se usa una tarjeta de crédito se está usando dinero extra a tus ingresos que tendrás que pagar, por lo que siempre tienes que considerar el uso de la tarjeta de crédito como si se estuviera utilizando un préstamo. Además antes de tomar la decisión por ejemplo, cuando te vas de vacaciones puedes solicitar un Préstamo rápido para esas vacaciones tan deseadas.

¿CUÁNDO PRESCRIBE UNA DEUDA CON UNA TARJETA DE CRÉDITO?

Según el artículo 1964.2 del Código Civil, el plazo de prescripción de una deuda con la tarjeta de crédito es de cinco años desde que se pueda exigir el cumplimiento de esa obligación de pago. Antiguamente dicho plazo era de hasta 15 años pero a partir de octubre de 2015 la legislación cambió hasta el plazo actual.

¿QUÉ PASA SI NO PAGO LA TARJETA DE CRÉDITO?

Si no pago mi tarjeta de crédito el impago es similar al impago que se haría en caso de no devolver un préstamo. Con las consecuencias propias que se derivan de ese tipo de impagos de poder entrar en un fichero de morosos, o deteriorar ese historial crediticio con las pertinentes dificultades que eso acarrea a la hora de obtener financiación. En estos casos lo mejor es saldar tu deuda cuanto antes porque los saldos negativos en el extracto de la tarjeta de crédito tienen unos intereses de demora que hacen que la factura a devolver la deuda vaya aumentando a medida que pasa el tiempo.

¿CÓMO SABER SI UNA TARJETA ES DE CRÉDITO O DE DÉBITO?

Principalmente comprobando cual es el límite de uso de dicha tarjeta. Si no se puede exceder el saldo de la cuenta corriente asociada es obviamente una tarjeta de débito. Por otra parte, las tarjetas de créditos tienen una serie de costes que usualmente las tarjetas de débito no tienen como son anualidades, intereses, comisiones o cargos moratorios. También cuando se trata de una tarjeta de crédito el banco se encarga de analizar tu historial crediticio antes de dártela cosa que no sucede con la tarjeta de débito al ser un medio de pago más asociado a disponer de tu cuenta corriente.

TARJETAS DE CRÉDITO SIN NÓMINA

Como hemos señalado anteriormente los bancos analizan nuestra solvencia antes de darnos una tarjeta de crédito y entre las cosas que más ponen en valor a la hora de evaluar dicha solvencia es el de contar con ingresos periódicos (como una nómina) que nos permitan hacer frente a nuestras obligaciones financieras. Es o no quita que Existan un tipo de tarjetas de crédito “gratuitas” que permiten poder disponer de tarjetas sin necesidad de contar con una nómina, siempre y cuando no se tengan deudas pendientes de pago o se esté registrado en un fichero de morosos. Eso sí, lo habitual es que los intereses que cobren por su uso sean mayores (a mayor riesgo que asuma la entidad dando esa tarjeta, exigirá un mayor interés) que el de las tarjetas de crédito convencionales y que exigen que hagamos una determinada cantidad de gasto mensual superior al de las tarjetas de crédito comunes.

Hay un riesgo a tener en cuenta con este tipo de tarjetas. Si eres una persona que no posees una fuerte regular de ingresos y estás haciendo un uso de una tarjeta que te exige unos altos intereses de reembolso por su uso y tener que hacer unos consumos fijos cada mes, es importante que hagas un uso muy cuidadoso y responsable de ellas. Pues es bastante probable verse atrapado en una espiral de deudas si se hace un uso imprudente de este tipo de tarjetas.

TARJETAS DE CRÉDITO CON ASNEF

El hecho de que una persona figure en un fichero de morosos como la ASNEF supone en muchas ocasiones una línea roja infranqueable para una entidad para conceder una tarjeta de crédito figurando en ese tipo de ficheros. Eso no quiere decir que existan posibles reclamos publicitarios que dejen insinuar que admiten conceder tarjetas de crédito con la ASNEF si bien es cierto que luego a la hora de la concesión eso no es exactamente así. Sucede que, con la ASNEF por el mero impago de una factura, con independencia de su montante ya se puede figurar en ese registro. Sin ir más lejos, por el mero olvido de pagar una factura de teléfono se puede llegar a figurar en ese fichero sin por ello acumular una gran deuda. Es en esos casos donde se puede abrir una vía para que una persona que se encuentre registrado en la ASNEF pueda recibir algún tipo de tarjeta de crédito.

Las tarjetas de crédito o de débito o las tarjetas prepago son unos instrumentos muy útiles para realizar compras, pero eso no significa que siempre sean los medios de pago óptimos. En casos de necesidades urgentes de liquidez, el dinero en plástico no nos va a suponer una solución. Los créditos rápidos de Viaconto por su transparencia y facilidad suponen una mejor opción. También nuestros préstamos online carecen de ciertos riesgos que si tienen las tarjetas de crédito como puede ser entrar en una espiral de deudas. Con Viaconto no puedes en ningún caso sobre endeudarte pues hasta que no has pagado el primer préstamo rápido que haya solicitado no puedes pedir otro. Para poder solicitarlo lo único que se necesita es tener nacionalidad española, ser titular de una cuenta corriente y un número de móvil y no tener desudas pendientes que superen los 1.000 euros. El proceso es absolutamente transparente porque puedes comprar el importe y los intereses en el simulador que tenemos en nuestra web y si aun así tuvieras algún tipo de duda tienes a nuestro equipo de profesionales dispuestos a resolver todas tus dudas.

Como hemos dicho al principio, la evolución de los medios de pago es consustancial a la historia del ser humano y a su inclinación a tratar de intercambiar y comerciar cosas. Los créditos rápidos y las tarjetas son de los últimos productos de financiación y medios de pago en aparecer. Este tipo de productos acarrean innumerables ventajas, pero es necesario hacer un uso responsable de ellos para sacar partido a todas sus ventajas.

Los diferentes tipos de convenios colectivos en España

La principal distinción entre convenios colectivos en España es por su ámbito geográfico: estatal, autonómico, provincial, local y empresarial.

Primer préstamo online

¿Vas a solicitar tu primer préstamo online? Te explicamos todo lo que debes saber antes de solicitar tu primer préstamo rápido

Dinero Urgente Online

¿Necesitas dinero urgente online para algún pequeño imprevisto? Viaconto Préstamo Rápido somos tu solución.

Horario de atención a Cliente

De lunes a viernes
de 9:00 a 22:00 h.

Sabados
de 10:00 a 15:00 h.